Seguidores

sábado, 31 de octubre de 2015

FELIZ HALLOWEEN!!!!

HOLA!!! Hago una pequeña excepción y os hago una entrada extra y en la que ahora mismo estoy delante del ordenador escribiendo esto ^^ Sí, ya sé que ayer se publicó una reseña (que ahora no me acuerdo cuál era) pero he creído que al menos podía felicitaros la festividad de Halloween y, ya de paso, contaros algo sobre ella, ¿no? ^^ Oye, que si no queréis leerla, pues no la leáis, que tampoco tengo problema ^^ *si lo hacéis os mato ^^* Y ya de paso, os hablo también un poco del Día de Todos los Santos.

Dejemos de tonterías y demos paso a la información que he encontrado por Internet (nah, mentira, lo he encontrado en una encarta que tengo instalada en mi ordenador xDDD).


viernes, 30 de octubre de 2015

Reseña de Detective Conan

Holaaaaa!!!

¿Qué tal vais? Yo metiéndome prisa para acabar de reseñar los animes que tengo pendientes en la lista de la columna. Hoy os vengo con otra reseña de un anime más de mi infancia. Comenzamos!!!



lunes, 26 de octubre de 2015

Capítulo 4- ¿Nueva amiga?

-Buenos días, ¿has dormido bien? -saludó Tris al ver a Misaki.

-Buenos días. Sí, he dormido bien pero aún tengo sueño… -bostezó.

-¿A qué hora te acostaste anoche? -dijo sentándose delante de ella.

-Ni idea, estuve repasando así que no miré el reloj…

-Yo también, no me acordaba de nada -comentó con cara de resignación.

Hikari: Madre mía, qué pelma. ¿Es así de mala en los estudios? -preguntó mientras observaba la conversación.
Misaki: Pues sí, los estudios no son su fuerte… -dijo mientras observaba a su amiga. (Nota: el diálogo teatral de Misaki significa que le contesta mentalmente sin pronunciar palabra y la de Hikari es para cuando haya otra persona ahí, como por ejemplo Tris y los demás alumnos)

-¿Repasaste de nuevo la lección?

-Sí, creo que ahora me sé unos cuantos pero no todos -respondió apoyando su cabeza en su mano.

Hikari: Qué friki, ni siquiera se acuerda de lo que estudió ayer…
Misaki: Cállate, te recuerdo que yo también soy una friki del anime.
Hikari: Sí, pero al menos tienes más memoria que ella.

-Bueno, no te preocupes. Seguro que al final lo conseguirás.

-Eso espero porque si no, estoy acabada… -y se fue a su sitio.

Misaki: ¿Puedes dejar de insultar a mi mejor amiga?
Hikari: No puedo evitarlo, es tan inútil… Sólo tiene talento para cosas estúpidas.
Misaki: Cuidadito con lo que dices de ella. Es la única amiga que tengo.
Hikari: Pero me tienes a mí.
Misaki: Tú eres fruto de mi imaginación, ni siquiera eres real.
Hikari: ¿Y entonces por qué me has creado?
Misaki: ¡Y yo qué sé…! Es mi mente, que está mal…
Hikari: Mira esa chica, no me suena de vuestra clase… -observó mientras la señalaba.
Misaki: Ni yo, debe ser nueva. Ahora estate calladita para ver lo que dice el profesor de ella.
Hikari: No te aseguro de que lo esté…
Misaki: Hikari…
Hikari: ¡Está bien, me callo…!

-Alumnos, hoy tenemos a una nueva compañera de clase. Se llama Alice Green -anunció el profesor.

-Pero… ¿ella no es alumna de la otra clase? -preguntó un chico de la primera fila.

-Así es, pero le han cambiado de aula. A partir de ahora vendrá con nosotros. Por favor, siéntate al lado de Beattrice -dijo señalando el pupitre vacío.

La chica miró con inseguridad al resto de sus compañeros y se encaminó al pupitre. Sacó el material perteneciente a la materia y se quedó callada durante las siguientes horas de clase.

Cuando sonó el timbre, Misaki fue al asiento de Tris, que aún estaba tomando algún apunte.

Hikari: Pero qué lenta es, madre mía… -bufó apareciendo al lado de izquierdo de la castaña.
Misaki: ¡Cállate y vuélvete a dormir!
Hikari: Está bien… -y desapareció.

-Ya estoy, siento el retraso -acabó mientras recogía sus cosas lo más rápido posible.

-No pasa nada, tómate tu tiempo.

-Oye, la Alice esa… -susurró Tris mirándola discretamente- parece triste por el cambio de aula…

-Supongo que será por el hecho de haber dejado a sus amigas…

-Será eso… ¿vamos? -y bajaron al recreo.

Se sentaron en el mismo sitio donde se comían su almuerzo, dedicándose a observar a los demás o a charlar sobre cosas otakus.

Hikari: Qué sitio más deprimente… ¿Por qué os ponéis aquí? -apareció apoyada en la pared con un brazo.
Misaki: Ya te lo he dicho muchas veces… ¿Por qué siempre tienes que darme el coñazo todo el día? ¿No podrías quedarte dormida por el día y salir por la noche?
Hikari: Ya sabes que no, me gusta comentar toda tu vida -se defendió alegremente.
Misaki: Y a mí me gusta cuando te estás calladita sin dar por saco -contraatacó fastidiada.
Hikari: Mira a Alice… no tiene amigas y vosotras habíais dicho que sí…
Misaki: Oh, es verdad… ¿Y cómo sabes que hemos dicho eso?
Hikari: Porque os he escuchado -y sacando la lengua, volvió a desaparecer.

sábado, 24 de octubre de 2015

Aclaraciones fugaces

Holaaa, aprovecho que he pillado WiFi desde el móvil para decir unas costillas, así que siento si hay alguna falta :3
Lo primero gracias por vuestros comentarios y recomendación, que aunque no esté yo siempre leo los comentarios.
Otra cosa, me alegra que me deis consejos sobre el diseño del blog, pero siempre con respeto.
Sobre lo de las reseñas. Onee-chan no me he visto Sakura entera hace poco porque el último anime que me vi fue el de Pupa. El de Sakura me lo vi cuando era pequeña y las próximas reseñas también.
Y... Creo que ya no tengo que decir nada más...
Besos ♥

jueves, 22 de octubre de 2015

Reseña de Sakura Card Captor

Hola!!

Yo seguramente me estaré muriendo por el instituto o puede que no xD El caso es que esta entrada es programada y no estoy detrás del ordenador ahora mismo. Bueno, hoy vengo con una reseña de un anime muy conocido ^^ Comenzamos!


domingo, 18 de octubre de 2015

NO HAGÁIS CASO ES UNA TONTADA COMO UNA CATEDRAL ¿OK?

Estoy intentando cambiar una cosa del blog y a ver si puedo hacerlo ¬¬

Capítulo 3- Pasado y presente

-Pues claro que soy yo, ¿quién si no iba a ser?

-No sé, ¿tal vez un extraño? -ironizó Misaki mientras se giraba.

-¿Un extraño? Para ti no lo soy. ¿Dónde has estado? -preguntó cruzando los brazos.

-Estudiando con Tris.

-Interesante... ¿Salimos esta noche?

-No, hoy no. Estoy cansada, me voy a dormir. Buenas noches.

-Como quieras...

A la mañana siguiente, todo el instituto guardó 5 minutos de silencio en recuerdo a los alumnos fallecidos.

-No sé por qué les dedican estos 5 minutos. No se lo merecen -comentó la misma voz que antes provocando que Misaki le mandara a callar-. Vale, vale, me callo...

Después, el resto de las clases fueron normales.

-Bienvenida a casa, Misaki -le recibió con una amplia sonrisa.

-Qué raro que no te haya visto hasta ahora -saludó mientras lanzaba su bolsa en el sofá.

-Es que quería esperarte en casa -dijo alegremente.

-¿Para qué? -preguntó extrañada.

-Pues para salir juntas claro.

-Ya hemos hablado de esto. Ahora no puedo salir porque tengo exámenes importantes...

-Pero, ¿por qué? Por una noche no te va a pasar nada... -replicó decepcionada.

-Pero necesito esas horas para estudiar, no las puedo malgastar saliendo por ahí... -explicó cansada de repetirlo otra vez.

-Ya, eso dices tú pero bien que sales con tu amiguita Tris... A lo mejor debería...

-¡Ni se te ocurra! -le interrumpió rápidamente.

-¡¿Por qué?! -dijo molesta.

-¡Porque...! -y en ese momento el timbre de la puerta sonó haciendo que Misaki girara la cabeza y preguntara-: ¿Quién es?

-¡Soy yo, Tris! -gritó desde el otro lado de la puerta.

Misaki giró de nuevo la cabeza pero vio que la chica con la que hablaba ya no estaba, así que se fue a abrir la puerta. Allí estaba su amiga enseñándole su bufanda roja en la mano.

-Hola, te has dejado esto en mi casa y te lo traje -dijo mientras se lo entregaba-. ¿Por qué gritabas?

-Ah, es que cuando he llegado he intentado recordar algunas citas pero se me han olvidado por completo...

-No te preocupes, a mí también se me han olvidado. Bueno, hasta mañana -y se marchó.

Cerró la puerta y fue a buscar a la chica de antes.

-Venga, no te enfades. Al menos espera a que termine esta semana de exámenes...

-¡Pero es que yo no quiero esperar una semana más...! -protestó desde el balcón.

-¿Por qué?

-Porque... ya no pasas tanto tiempo conmigo y... siento que me dejas de lado para estar con esa Tris... -dijo mientras se giraba y observaba la vista del balcón.

-¿Por qué dices eso? -preguntó mientras se dirigía hacia ella- Sabes que yo nunca haría eso...

-Ya pero... siento como si ya no te divirtieras estando conmigo... -susurró apartando la mirada de ella.

-¿Cómo? ¿Desde cuándo he dicho yo eso? ¿Es que he hecho algo que te haga pensar eso?

-No, es igual... déjalo... ¿No tienes que cenar?

-¿Eh? ¿Cenar? ¡Ayy, es verdad! ¡Se me olvidaba! -gritó haciendo un puchero mientras corría a la cocina.

Misaki preparó la cena y se sentó a comer mientras la chica le observaba.

-Dime, desde que me conoces, ¿te has aburrido alguna vez? -preguntó la chica mientras jugueteaba con el cuchillo.

-Hombre... -bromeó Misaki-. Está bien, está bien, alguna que otra vez me he aburrido pero nada más...

-Oh, venga, no me digas que no te has divertido en éstos últimos días en los que hemos salido juntas... -sonrió pícaramente.

-Pues claro que sí, tú ya lo sabes...

-¿Y al poco de conocerme, te divertiste? -preguntó mirándola a los ojos.

-¿Cuándo? -preguntó arqueando una ceja.

-Ya sabes... cuando eras pequeña y estábamos en tu casa... -dijo sonriendo enigmáticamente.

En ese momento, Misaki abrió los ojos como platos y se quedó inmóvil mientras recordaba aquello. Cuando sus padres murieron, cuando la conoció y cuando su vida cambió completamente.

-Ya sabes que no... -respondió al fin con una voz siniestra.

-¿Por qué no? Si fue divertidísimo… -dijo con una sonrisa.

-¡¿Te crees que me hizo gracia decapitar a mi propio padre?!

Ella no dijo nada, tan sólo se limitó a mirarla con una sonrisa en sus labios mientras rizaba un mechón de su pelo. Aquel intercambio de palabras había conseguido que la expresión infantil y despreocupada de Misaki, se volviera tensa y enfadada. Realmente le había sacado de sus casillas. Odiaba que le recordaran aquello.

-No, por supuesto que no… después de todo, es tu conciencia quien te machaca por eso haciendo que tengas esa misma pesadilla una y otra vez -comentó, luego se acercó a ti añadiendo-: Pero recuerda que fue él quien mató a tu madre con sus propias manos a puñaladas. Merecía morir, y tú lo sabes…

-Ya lo sé, Hikari, ya lo sé… Por más que intento olvidarme de eso, no puedo…

-Bueno, ya se te pasará. ¿Y tu tía qué?

-Estuvo bien pero no fue nada del otro mundo -dijo mientras recogía la mesa y empezaba a fregar-. Tirarla por las escaleras no fue muy interesante, no fue gran cosa…

-Ya, pero sé que disfrutaste observando cómo se moría -añadió mientras se apoyaba en la encimera-. Recuerda que yo te ayudé.

-Tan sólo me dijiste por dónde tenía que caer exactamente para matarse.

Pues sí, Misaki mató a su padre cuando sólo tenía 7 años al enterarse de que había asesinado a su madre. Fue entonces cuando conoció a Hikari, una chica todo lo contrario a ella. Era de la misma altura y complexión que Misaki, tenía el pelo largo y completamente blanco y sus ojos eran rojo sangre. Era fría, calculadora y poco sociable. A simple vista parecían gemelas, pero no lo eran.

A los 14 años Misaki hizo que su tía paterna cayera por las escaleras y se matara. ¿La razón? Su tía sólo la quería para recibir la herencia de sus padres y se desharía de ella cuando cumpliera la mayoría de edad, además de que secuestraba a ancianos y cobraba sus pensiones. A partir de ahí comenzó a matar a gente que era mala, que cometía actos crueles y que merecían morir…

Después de fregar los platos, Misaki fue a prepararse el baño mientras que seguía recordando sus matanzas con Hikari. Luego se desnudó y se metió en la bañera junto a la chica.

-Y dime, ¿cómo hiciste para que los agentes no te acusaran de haber matado a tu tía? Es que yo no estuve… -preguntó Hikari chapoteando en el agua.

-Les colé la historia de que estaba en medio de un catarro bastante fuerte y cuando quería ir a la cocina, pues se cayó rodando por las escaleras aterrizando mal. Como era ya mayor pues no le dieron mucha importancia…

-¿Y éstos últimos días qué?

-A decir verdad… ¡me han encantado! -exclamó sonriente- ¡Nunca me lo pasé tan bien…!

-Ya, pero ellos no habían hecho nada malo entonces, ¿por qué?, ¿no dices siempre que sólo matas a personas malas?

-Claro que habían hecho algo malo y por eso merecían morir. Además, ¡me lo pasé en grande mientras los mataba! -dijo muy entusiasmada- Pero eso es una excepción, nada más…

Siguieron hablando hasta que los dedos de los pies y de las manos de Misaki quedaron arrugados como garbanzos. Salieron del agua y Misaki se puso su camisón de L mientras que Hikari se ponía la ropa que llevaba antes. Se tumbaron en la cama y siguieron hablando hasta que casi estuvieron dormidas.

-Buenas noches Misaki, que descanses bien -susurró mientras le plantaba un beso en la frente-. Y recuerda: a donde tú vayas, yo siempre estaré a tu lado…
-Pues claro, después de todo eres fruto de mi imaginación…

La parte final impactante eeeh :P

Besos y hasta la próxima! ^^

miércoles, 14 de octubre de 2015

Reseña de Elfen Lied

¡Hola!

Yo a tope a ponerme al día a reseñar animes que hace tiempo que me vi y que no hice la reseña por pura flojera xD El anime que reseñaré es bastante conocido y, que a mí me gustó bastante ^^ Comencemos!


sábado, 10 de octubre de 2015

CAPÍTULO 22- LA FIESTA DE RECEPCIÓN

La fiesta se celebraba en el palacio construido en el área inglesa. Para los chicos del Inazuma la decoración y el ambiente era el mismo que el del año pasado, pero para la mayoría de invitados todo era nuevo para ellos. Estaban casi todos los invitados menos un equipo. ¿Sabéis cuál es? Pues sí, como no cabía de esperar, era el equipo español el que hacía tarde, como siempre.
Eris: Dios mío… qué elegante es todo esto…
Joss: Pues sí…
Bellatrix: Es muy bonito ^^
Sue: Kyyaaaa! Y ahí están todos los guaperas- se emocionó con corazones en los ojos
Tori: Anda, mantente en tu sitio fiera -.-
Tori
Hikari: ¿Dónde está…?- dijo mientras buscaba a alguien
Andrea: ¿Qué pasa Hiki? ¿Buscas a alguien?
Hikari: ¿Eh? N-no, a nadie ^^ *¿Acaso no ha venido…?*
Annie: Kyyyaaaaaaaaa! Chicaaaaaaaaas! *-*- dijo corriendo hacia ellas- Estáis estupendas *-*
Tris: Y tú también onee-chan ^^ Espera… ¿aún sigues viva? O.O
Annie: ¡¿PERDONA?! ¬¬#- dijo tras pegarle
Tris: Quiero decir que me sorprende que no te haya dado ningún derrame nasal con tanto chico guapo suelto…- aclaró mientras se lamentaba del chichón
Annie: Anda, pues es verdad… Bueno, voy a ver a los chicos ^^- y se giró para verlos- KYYYAAAAAA!! PERO CÓMO PODÉIS SER TAN GUAPOS!!!- gritó extasiada mientras los chicos la miraban con gotitas de anime
Bellatrix: Ayy mi madre, se le acaba de ir ^^’
Angy: ¿Dónde están los chicos? –preguntó mientras los buscaba
Sue: ¿Y mi cariñín?
Mark: Ah, estáis aquí! ^^- saludó mientras venía hacia ellas
Eve: Nathan! *-*- y se tiró encima de él
Nathan: Jajaja, tranquila, que me ahogas
Angy y Tris: Kyyyaaa!!! Pero qué guapo estás!- y la rubia se lanzó encima de él
Shawn: Muchas gracias ^^ Qué guapa estás, cariño ^^ Tú también estás muy guapa, Tris
Tris: Gracias ^///^
Rubén: Oye, ¿ese no es Byron?- dijo dando un codazo a su amiga
Esther: ¿Qué? ¿Qu-qué hace aquí? o///o
Nathan: Ah, pues han venido esta mañana
Hikari: ¿Para qué? O.O
Mark: Para ayudarnos y para mejorar ^^ eso creo…
Joss: Venga, disfrutemos de la fiesta! :D
Guille: Sí, venga! ^^
Tris: *Dish, qué incómodo es esto -.-*

Annie: Chicas, ¿habéis visto a Tris?
Kiburn: Yo no la he visto desde que hemos entrado- dijo jugueteando con su vestido rosa fucsia
Bellatrix: Creo que yo la he visto caminar por allí- dijo señalando la dirección
Annie: ¿Por ahí? Bueno, iré a ver. Por cierto, me encanta ese vestido para ti, te queda muy bien *-*
Bellatrix: ¿Sí?- y la morena le pidió que diera la vuelta- Es que no he encontrado otro mejor- dijo mientras daba vueltas con su vestido azul marino
Kiwill: ¿Quieres que te acompañe?
Annie: Kyyyaaaa! Pero qué mona estás en ese vestido tan mono! *-*- gritó mientras cogía a la chica
Kiwill: Oye, que me arrugas el vestido ¬¬- dijo alisando su vestido violeta
Annie: Vale, vale, princesita ^^ Gracias ^^- y se alejó
(He aquí los vestidos de Bellatrix, Kiburn y Kiwill, imaginaos a la última con ese vestido tan monoshito pero de su talla *-*

viernes, 9 de octubre de 2015

Mi Wattpad

Hola! Bueno, se me olvidó decir cómo me llamo en Wtattpad. Bien, pues me llamo igual que mi sobrenombre xD Annie Powers
Besos!

¡Nos vemos dentro de un mes!

¡Hola!

Ahora sí que sí, a partir de ahora no estaré durante un mes! Osea que mañana se publicará la reseña de Elfen Lied (creo) a las 12 en punto del mediodía. Y cuando vuelva pues avisaré ^^

Ah otra cosa: iré publicando periódicamente hasta el capítulo 6 de la nueva historia, que también estará publicada por Wattpad y también la historia de Inazuma Eleven, a ver qué tal ^^

Ah sí, los dos nuevos personajes publicados son de chicas que me pidieron salir por Wattpad ya que tengo pensado pasar toda la historia de IE ahí y la nueva historia que estoy publicando.

Otra cosa, la nueva historia se llama "La doble" y de carátula tendrá esta imagen que me ha hecho mi queridísima onee-chan *me reverencio hacia ti por ser tan buena onee-chan y tan buena con el monito (Picmonkey) xDD*


Bueno besos y hasta dentro de un mes! ^^

jueves, 8 de octubre de 2015

Sakura y Ana Torres Jurado

¡Hola!

Bueno, he de deciros que a partir de mañana me voy, es decir, que publicaré avisando que me voy y ya empezaré con las entradas programadas :(

Pero antes de eso, ¡voy a presentar a dos personajes nuevos! ^^ Saldrán en el capítulo 22 (que pronto publicaré, ya está terminado y lo estoy retocando). No me enrollo más y pasamos con las fichas! ^^

domingo, 4 de octubre de 2015

Capítulo 2- Amenaza

Misaki se despertó de golpe de su pesadilla. Tenía la respiración acelerada provocado por esa emoción denominada "miedo" y estaba sudando. Permaneció tumbada en la misma posición intentando tranquilizarse durante unos minutos. Ya calmada, miró hacia el reloj de su mesita de noche que marcaba las 3:45 de la mañana.

-¡Maldita pesadilla...! -susurró antes de levantarse y dirigirse al baño.

Se refrescó la cara y se quedó inmóvil delante del espejo, contemplando su rostro. Otra vez había tenido esa misma pesadilla. Esa pesadilla donde salía ella, cuando era pequeña, y sus padres en un campo lleno de flores, donde eran la mar de felices. Y cuando la niña estaba a punto de abrazar a su madre, una oscuridad invadía el sueño, como una laguna mental. Esa laguna sólo duraba unos segundos y aparecía una escena atroz: su madre estaba en el suelo, inmóvil y llena de sangre mientras que su padre miraba sus manos ensangrentadas con la cara desencajada, como si no supiera qué había pasado. Cuando la niña estaba a punto de ir hacia su madre, otra laguna aparecía unos segundos dando paso a otra escena: la madre seguía en la misma posición que antes pero el padre estaba tumbado a varios centímetros de la madre, ensangrentado como lo estaba antes y... con la cabeza cortada. Ahí es cuando se acababa la pesadilla.